Popular Post

Posted by : Jorge García miércoles, 14 de enero de 2015

Niebla mucha niebla me encontré última salida de pesca las previsiones para ese día era Niebla por las mañanas a primera hora pero luego desposeían disipando y sería hay un día soleado. Pero nada fue así las previsiones fallaron desde que cogí el coche y avance unos kilómetros con él entre una espesa niebla que dificultaba la conducción así continuó hasta llegar a pies del embalse el en la verdad que una estampo tanto tenebrosa pues entre tanta vegetación el envase que había subido bastante y la espesa niebla que había lo hacía la escena típica de una película de terror. No mesan desanime cogí los aparatos y los monte sabía que no me hace fácil pues la visibilidad maseres casa contigo popularizadas con el pantalón Danaldo la vegetación sumergida ir a falta de luz

Aplicar bastante para poder visualizar los peces. Nada más acercarme a una zona donde entraba un arroyo estival puede ver como los bancos aprovechaban la subida del nivel del agua y el poco conflictiva va en el Arroyo para adentrarse ligeramente en el y comer. No era lugar propicio para poder sacar un barbo pues la vegetación sumergida dificultaba bastante la lucha con los bigotudos por lo que tras estudiar un poco la zona desestime dichos peces y decidi adentrame por otras zonas para encontrar zonas que fueran algo más fáciles.

Empecé a ver los primeros peces estaban tanto cerca de las orillas como algo alejados en las zonas de bajío sacando sus aletas y comiendo energicamente por el fondo no era fácil diislumbrarlos pues con la falta de luz muchas veces los espantaba justo cuando estaba encima de ellos.

Aún así logré pronto clavar el primero con mi imitación de San Juan worm. Le localicé a tiempo y me agaché justo con la distancia perfecta y tras un par de lances en la misma boca al ver caer  mi gusano se lanzó hacia él  tal cazador y se lo comió sin dudar.

Poco despues logré engañar a otro que estaba algo alejado comiendo nervioso. Solo podia ver su aleta como si de un tiburón se tratara. Le coloque la ninfa cerca de sus morros varias veces. Una de las veces justo al caer vi como cambiaba de posicion y se paraba un instante. Esa era el momento. A veces cuando pescamos a ninfa y no hay buena visibilidad tenemos que intuir la picada basandonos en el movimiento tanto del pez como de la linea.

La jornada continuo siendo humeda y algo fria. La niebla subio pero dejó un cielo nublado. No era la mejor opcion pero por lo menos podia ver algo mejor. 

Los barbos fueron saliendo siguiendo el mismo patrón. Pero esta vez al haber mas luz podia ver las picadas en directo lo que facilitaba las clavadas.

Me sorprendio la fuerza con la que luchaban pese a estar en pleno invierno, época de aletargo.

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

- Copyright © Universal Fly Fishing - Date A Live - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -